Perú contará con el primer radar para alertar la llegada de huaicos

23 febrero 2020

El Instituto Geofísico del Perú (IGP) anunció que está por concluir la construcción del primer radar meteorológico que alertará de la posible llegada de huaicos en un área de por lo menos 50 kilómetros de observación.

En concreto, permitirá monitorear la densidad y el volumen de las lluvias y lanzar con anticipación alertas de posibles crecidas de ríos y la activación de quebradas que, a su vez, anunciarían la inminente llegada de un huaico.

“Con la ayuda de este radar podríamos tener información preventiva del escenario que se podría dar por la presencia de una gran precipitación. Se puede monitorear varias cuencas a la vez”, explicó a la Hernando Tavera, presidente ejecutivo del IGP a la agencia estatal Andina.

Los radares de gran cobertura -comentó- son importados desde Australia, Alemania o Estados Unidos. No obstante, dijo que este será el primero netamente peruano dado que todo el desarrollo del hardaware y el sistema operativo será hecho en en el país lo que permitirá ahorrar costos al Estado.

“Es cierto que debemos comprar algunos componentes de la estructura (armatoste) en otros países, pero todo el desarrollo de hardware que requiere este radar, al igual que el desarrollo del sistema operativo, es netamente hecho por peruanos», comentó.

¿Cuánto demandará? “Fuera del país, este equipo podría costar un millón y medio de dólares y, si lo hacemos nosotros mismos, llegaría a costar solo US$ 500,000”, afirmó Tavera.

Agregó que la ventaja más relevante de fabricarlo en Perú es el ahorro del costo de la reparación y el mantenimiento, ya que antes, si el equipo sufría algún desperfecto, se tenía que llamar al proveedor extranjero para repararlo, lo que costaba no solo dinero, sino también tiempo.

“Al ser un producto netamente peruano, nosotros estamos en la capacidad de resolver cualquier problema que se presente durante la operación”, sostuvo Tavera.

-Nuevo radar tiene un avance de 75%-
Actualmente, la construcción del radar meteorológico tiene un avance del 75% y el objetivo es terminarlo en agosto próximo. Talavera agregó que el tiempo de fabricación puede durar un año o un año y dos meses.

Con la ayuda de este radar, el IGP podrá recoger datos para hacer investigación, su principal función. Este trabajo de investigación será compartido con expertos del Senamhi, ya que ellos se encargan del monitoreo y de la alerta de posibles desastres naturales.

Cabe recordar que el 2008, el IGP tuvo un radar de estas características perteneciente a la universidad de Oklahoma, EEUU, que fue colocada en la parte alta del cerro Suche, lo que permitió observar tres cuencas importantes que abastecen de agua a Lima. Talavera anotó que cuando el radar esté listo, se colocará en el mismo lugar, para asegurar el abastecimiento de agua en nuestra capital.

También te puede interesar