HORARIOS / PROGRAMAS
Contáctanos: [email protected]

NACIONAL. Situación electoral en Cajamarca gira en torno a proyecto minero Conga

26 mayo 2014
CONGA

A casi cuatro meses de las próximas elecciones regionales y municipales, en Cajamarca se aprecia una clara división en sus posiciones políticas. Los rezagos del conflicto por la viabilidad del proyecto minero Conga han desencadenado dos posturas entre sus electores y un doble discurso de los candidatos: están los que apuestan por el diálogo entre autoridades políticas, la empresa Yanacocha y los cajamarquinos, y los que aseguran que, finalmente, «Conga no va».

Esta última posición continúa siendo representada por el actual presidente regional,Gregorio Santos Guerrero. Tras anunciar su reelección, el líder del Movimiento de Afirmación Social (MAS) sigue denunciando que la empresa minera Yanacocha está coludida con el Gobierno para llevar a cabo el proyecto minero sin importarles el medio ambiente, y las vidas de los cajamarquinos.

Tanto es así que una grabación difundida la semana pasada en Cajamarca, y repartida como panfleto a los medios de comunicación, daba cuenta de una conversación entre gerentes de Yanacocha y consejeros regionales presuntamente para que aprueben la viabilidad del proyecto minero a cambio de dinero.

«Hay un audio donde gerentes de Yanacocha y consejeros de esta región hablan de un plan para tumbarse a Santos», dice el presidente regional que un día antes de su difusión. Según él, la campaña política ya se había iniciado, y la primera muestra de cómo será realmente esta justa electoral se dio cuando se hicieron públicas las denuncias en su contra.

El candidato de Fuerza Popular (FP), Osías Ramírez, tiene un mensaje ambiguo sobre este tema. Si bien afirma que defenderá la posición de los cajamarquinos, en otro momento asegura que la viabilidad de Conga es una decisión del Gobierno Central.

Las pintas sobre la candidatura de Ramírez invaden la región, y según sus opositores, realiza una campaña publicitaria casi «millonaria» financiada por su hermano, el congresista Joaquín Ramírez, presidente del club deportivo UTC de Cajamarca.

En el sector que respalda su postulación están los jóvenes fujimoristas y empresarios allegados a su hermano. Pero Osías no es el único representante del fujimorismo.

A fines del año pasado, la lideresa de Fuerza Popular Keiko Fujimori  tuvo que viajar a Cajamarca para respaldar la candidatura de Ramírez, y marcar distancia de Absalón Vásquez, ex ministro fujimorista y candidato regional por la agrupación política Cajamarca Siempre Verde (CSV).

En esa oportunidad, la discrepancia entre Absalón y Keiko fue más que evidente. La hija de Fujimori dijo estar apostando por cuadros renovados en su agrupación y no por “dirigentes antiguos”. Lo que generó que Vásquez la calificará como una lideresa “sin experiencia”.

Y es que en la práctica, Absalón es respaldado por al menos el 70% de fujimoristas cajamarquinos, fieles seguidores del ex presidente Alberto Fujimori y partícipes de los desaparecidos programas del Pronamachcs y Foncodes.

En comunicación con La República, Absalón prefirió negar su obvia candidatura a la región, y evitó pronunciarse sobre Conga.

 

 

La República.

También te puede interesar