HORARIOS / PROGRAMAS
Contáctanos: [email protected]

Corredores deben guardar distancia de 6 metros y usar siempre mascarilla

5 junio 2020
noticia-1591216362-cuarentena-4

Ahora que están permitidas las actividades deportivas y recreativas en espacios públicos, es importante recordar que todas son de práctica individual y que quienes salgan a correr deben guardar una distancia no menor de 6 metros entre corredor y corredor para evitar un posible contagio del coronavirus.

Así lo alertó el doctor Alfredo Pachas, director médico del Centro de Neumología Peruana, quien recordó que las medidas de prevención para evitar el covid-19 deben fortalecerse durante la reapertura de actividades en el país.

“Cuando uno corre, nuestro aliento puede llegar hasta 6 metros de distancia y siempre va hacia atrás. Eso ya ha sido confirmado con varios estudios. Lo mismo ocurre si vamos en bicicleta porque recordemos que estamos respirando mucho más fuerte y todo lo que respiramos se va hacia atrás”.

Es por esta razón que los corredores no deben estar cerca mientras practican su deporte; la distancia de separación entre uno y otro debe ser de seis metros como mínimo para reducir cualquier posible contagio si alguien tuviera la infección, agregó.

“No olvidemos que, si estamos con covid-19, la exhalación también está contaminada. Es el humano quien lleva los gérmenes. No hay nada que lo pueda impedir. Cuando corres, sale de todas maneras”.

Para el neumólogo, el uso de mascarilla durante la práctica de actividades físicas es obligatorio. Entre las permitidas actualmente se incluyen las caminatas, marchas y carreras.

El uso de mascarillas 

Sobre el tipo de mascarilla a usar mientras corremos, Alfredo Pachas, refirió que ésta debe ser simple y nunca la N95.

“Uno debe hacerlo con las mascarillas más simples, de tela sencilla y que cuestan más barato porque con ellas se puede respirar tranquilamente. Es un poco incómodo, pero nos iremos acostumbrando a eso”.

Advirtió que las mascarillas N95 no deben usarse para la práctica de deportes porque están diseñadas para el personal médico, personal de salud o pacientes con problemas importantes de fondo: fibrosis, infarto, cáncer, VIH, diabetes, entre otros. En estas personas “su uso debe ser en todo momento, sobre todo cuando salen a la calle”.

“La N95, esa mascarilla redondita, debe estar ajustada para que funcione. Por esta razón, genera dificultad para botar nuestro CO2, lo que produce un poco de dolor de cabeza en quienes la usan mucho rato”, explicó.

También te puede interesar